Seminario web: 5 mitos acerca de los fondos de emergencia

Ahorrar para un momento difícil puede ser más fácil de lo que piensas.

Tags: Savings, Banking basics, Budgeting
Published: September 30, 2020

View in English.

En este seminario web, vamos a acabar con algunos mitos comunes sobre lo que se necesita para crear un fondo de emergencia. Ve el video ahora para obtener algunos consejos prácticos acerca de cómo ahorrar para gastos inesperados.  

View video transcript

Comenzamos con una encuesta. Utiliza los botones del menú, en el costado derecho de la pantalla de web para responder. ¿Qué te imaginas cuando escuchas día lluvioso? ¿Una fuerte y alarmante tormenta? ¿Una monótona e incesante llovizna? Un tranquilo, pero no tan mal día en casa. Una ligera llovizna iluminada por el sol. Entra como dos minutos para completar la encuesta. Y, ahora, le estoy el jugar los presentadores de hoy. Adelante, Alejandro.
Sí. Buenas tardes. Mi nombre es Alejandro Calderón Natera. Soy arquitecto de inteligencia empresarial en U.S. Bank. Y estoy localizado en Minneapolis, Minnesota.
Buenas tardes. Mi nombre es Nancy Alvarado Hazelton. Soy aceleradora digital de U.S. Bank en Minneapolis, Minnesota.
Y mi nombre es Laura García Villalpando. Soy asesora de bienestar financiero. Trabajo para Operation HOPE. Y mi locación está en Aurora, Colorado.
¿Qué estoy buscando para gastos imprevistos? Como salía en la encuesta, todos los que imaginamos algo distinto cuando hablamos de un día lluvioso. Elegimos este término, específicamente, y no solamente porque nos da la oportunidad de utilizar imágenes bonitas de nubes y arcoiris. Los estudios han demostrado que cuando hablas con la gente acerca de sus fondos de emergencia, la palabra emergencia resulta abrumadora.
Algunos nos da pánico empezar a imaginarnos todos los desastres que podrían ocurrirnos a nosotros y a nuestras familias. Muchos tenemos ideas establecidas de cuánto dinero necesitamos para una emergencia. Y de lo que constituye una emergencia. Algunas de estas ideas, no son realmente útiles y podrían ser contraproducentes. Hablaremos de eso en un momento.
Para el objetivo de hoy, piensen en un fondo de gastos imprevistos o días lluviosos, como el dinero que apartan para gastos inesperados. Tal vez, no sepan exactamente para qué lo van a necesitar. Pero, definitivamente, es aconsejable tener este dinero para cuando lo necesiten. Algunas personas le llaman respaldo, colchón o red de seguridad.
Todos esos términos describen de lo que estamos hablando el día de hoy. Lo cual es una pequeña cantidad de efectivo que ahorras para tener seguridad ante estos imprevistos, sin importar lo que signifique eso para ti. Ahora, Alejandro nos va a recomendar cómo guardar esos fondos.
Gracias. Sin importar nuestros ingresos o en qué etapa nos encontremos en la vida, todos necesitamos ahorrar dinero. No importa si somos jóvenes o ya mayores o si estamos empezando a construir apenas nuestra vida. Todos necesitamos el ahorro. El dinero que ahorramos debe estar seguro y protegido. Esta alcancía que vemos en la ilustración es curiosa, pero no es un lugar muy inteligente para guardar nuestro dinero.
Una cuenta de ahorros está diseñada, específicamente, para ahorrar el dinero que necesitamos apartar, pero que también podamos acceder fácilmente. Podemos ahorrar para muchas cosas, pueden ser vacaciones, una boda o cualquier variedad de acontecimientos. Pero lo más importante de ahorrar, es establecer lo que llamamos un fondo de gastos imprevistos.
Este es un fondo que tiene como función, es una función muy importante, ya que le agregamos el dinero cada vez que podemos y sacamos el dinero del fondo cuando tenemos pagos que no podemos cubrir con los fondos de nuestra cuenta de cheques, por ejemplo. No hablamos demasiado fácil acceder a este fondo para gastos imprevistos. Tampoco queremos gastarnos este dinero sin darnos cuenta, así que debemos mantenerlo separado de la cuenta que utilizamos para los gastos cotidianos o para pagar las facturas.
Podemos darle un sobrenombre a nuestra cuenta de ahorros y llamarla fondo para gastos imprevistos. A la mía, por ejemplo, yo le llamo red de seguridad. Pero lo más importante es que existe este fondo. Si aún no tenemos establecido un fondo para imprevistos, no hay que sentirnos mal.
Lo mejor es que nunca es demasiado tarde para empezar a ahorrar. Y como veremos más adelante, el hacer pequeños cambios a la manera en que ahorramos, puede tener un gran impacto. La mejor parte es que U.S. Bank ofrece herramientas de ahorro que son muy fáciles de utilizar y que nos ayudan a ahorrar de manera constante, a medida que avanzamos. A continuación, mi compañera, Laura, les mencionará el primer mito del webinar de hoy.
No puedo ahorrar hasta que pague todas mis deudas. Este es el mito número uno. Y éste es el más común que escuchamos de individuos trabajando para eliminar sus deudas. La mayoría del tiempo, el interés que pagamos es mucho más alto en cantidad a lo que podamos recibir teniendo el dinero en una cuenta de ahorros. Y esta es una de tantas razones por lo cual es muy importante tener una cuenta en fondos para uso en caso de emergencia.
Todos, perdón, todos vamos a tener gastos inesperados de vez en cuando. Si no tenemos un fondo para imprevistos, todos los que podamos pagar con ingreso regular tendríamos que utilizar crédito. Y hay algunos gastos para los que no podemos utilizar crédito. Por ejemplo, no podemos pagar una hipoteca con una tarjeta de crédito y muchos propietarios o renteros, tampoco aceptan tarjetas de crédito.
Si no tenemos suficientes para pagar el alquiler o la hipoteca, corremos el riesgo de perder la vivienda. Tal vez, necesitamos encontrar otra fuente de efectivo para cubrir pagos y esas opciones pueden ser incluso más caras que las tarjetas de crédito. Pensémoslo así. Lo más importante cuando se elimina la deuda, es detener el ciclo de la deuda. He visto a muchas personas atrapadas en este ciclo y es bastante preocupante. Es emocionalmente agotador ver que los saldos de sus tarjetas de crédito aumentan mientras estamos trabajando para pagarlos.
Tener ahorros para cubrir estos gastos repentinos, nos mantendrá fuera del ciclo de la deuda. Esto significa que ganamos la primera batalla. Nancy, ¿cuál es el mito número dos? Nancy creo que estás en mute.
Perdón. No tengo dinero para ahorrar. Si te sientes así, no estás solo. La mayoría de la gente en Estados Unidos, vive al día y puede ser abrumador empezar a imaginarte guardar dinero cuando estás apretado de efectivo. Pero hay buenas noticias. Puedes empezar con poco y aún lograr un verdadero impacto. Las pequeñas decisiones se acumulan con el tiempo.
El ahorrar un centavo o diez centavos, no parece mucho. Sin embargo, a lo largo del tiempo, esos centavos pueden acumularse en billetes de 50 o a 100 dólares. Así que empieza por imprimir tu estado de cuenta bancario y ve en lo que has gastado en los últimos meses. Ve si puedes encontrar algo o algunas áreas, en las cuales recortar y dirigir ese dinero a tu fondo de gastos imprevisto.
No te compliques. Empiezas con cosas fáciles como gastos que no le añadan valor a tu vida. Como múltiples suscripciones de redes de transmisión, como streaming, aplicaciones de video en línea o programas de entretenimiento. Pregúntate, ¿cuál de estas casi nunca utilizas? Y, luego, cancélalas. Y se acabó. Ahora tienes un flujo de efectivo adicional hacia tus ahorros.
No te voy a decir que elimines todo lo divertido de tu vida. Eso no es realista ni tampoco sostenible. Si comprar comida para llevar los viernes es algo que tu familia espera toda la semana, no elimines eso inmediatamente. Puedes buscar una manera menos costosa de hacerlo. Por ejemplo, prueben un restaurante menos costoso.
Enfócate en las cosas que puedes eliminar sin causar mucho estrés. Y si ya has realizado todo y te sigue pareciendo esencial, entonces, piensa maneras de aumentar tus ingresos. Es un mercado de oportunidades de empleos difíciles, pero es posible que puedas adquirir dinero adicional, realizando cosas como entregar comida o comestibles a domicilio. O puedes vender artículos que no necesites. A mí, personalmente, me encanta Offer Up y otros mercados en medios sociales como Facebook, en donde, fácil, es muy fácil deshacerse de artículos que no uses en la casa, como ropa o diferentes cosas que quiera vender. Ahora, Alejandro nos dará unos consejos.
Sí, gracias. Una de las ideas erróneas que tenemos acerca de los ahorros es que debemos apartar montos grandes de dinero frecuentemente para hacer un ahorrador exitoso. Eso no es verdad. Luego, que te recomienda ahorrar frecuentemente, pero no siempre tiene que tener cantidades grandes. La mejor práctica en cuanto a ahorrar, es ahorrar regularmente. A veces, será un monto grande de dinero, a veces, otro pequeño y muchas veces, algo intermedio.
A lo largo del tiempo, el hecho de ahorrar, frecuentemente, sin importar el monto producirá siempre los mejores resultados. U.S. Bank cuenta con dos herramientas distintas para ahorros que nos pueden ayudar con todo esto. La primera de ellas son las transferencias automáticas. Podemos programar una transferencia automática recurrente para mover dinero de una cuenta de cheques a una cuenta de ahorro, regularmente. Una buena manera de utilizarla, es programar un monto que se transfiera cada día de pago, por ejemplo.
Si nos pagan cada viernes, podemos ahorrar 50 dólares constantemente del cheque de nómina y podemos utilizar la función de transferencia automática en usbank.com con nuestra aplicación móvil, para programar esta transferencia recurrentemente. Esta es una manera ideal de ahorrar cantidades de dinero más grande. Y si por alguna razón no tenemos el dinero suficiente en la cuenta de cheques para realizar la transferencia, entonces, la transferencia no se realiza.
Así que nunca tendremos que preocuparnos porque una transferencia pueda dejar en saldo negativo a nuestro cuenta. La segunda opción que tenemos es la transferencia por compra. Esta es una función verdaderamente útil, que nos permite ahorrar dinero cada vez que utilizamos la tarjeta de débito o de crédito. Simplemente, iniciamos sesión en la cuenta de usbank.com y programamos un monto de entre 25 centavos y 5 dólares. Y cada vez que realizamos alguna compra con la tarjeta de débito o de crédito, el monto programado se transfiere de nuestra cuenta de cheques a la cuenta de ahorros.
Es una manera ideal para mantener la disciplina al ahorrar. Porque cada vez que gastamos, también ahorramos. Entonces, las transferencias por compras nos ayudan a ahorrar montos pequeños de manera frecuente y la transferencias automáticas nos permiten ahorrar montos más grandes, pero menos frecuentemente. Y cuando utilizamos las dos funciones juntas, nuestros ahorros pueden empezar a acumularse rápidamente. Laura, ¿no puedes compartir otro consejo sobre este mismo tema?
Claro, que sí. El tip número 2. Es, empiece a buscar dinero. ¿Conoce esa gran sensación cuando se pone un pantalón o una chamarra o chaqueta antigua y encuentra dinero en el bolsillo? Pues, gracias a la tecnología, hay muchos más lugares donde el dinero puede esconderse. Tal vez, alguien le pagó unos dólares en Venmo y sigue ahí. No lo ha cambiado. O, tal vez, haya utilizado una de esas aplicaciones de recompensas que ahorran su saldo hasta que decide retirarlo.
Haga un inventario de las aplicaciones de su teléfono y busque, hay dinero escondido en una de ellas. También revise su espacio físico. Estamos teniendo una escasez de monedas a nivel nacional. Reúna esas monedas en el porta vasos de su automóvil esos billetes que pasaron por la ropa sucia en el bolsillo de sus pantalones y cualquier frasco de cambio que tenga en su casa. Además, consulte el sitio web de la tesorería de su estado para ver si hay bienes no reclamados a su nombre. Esto es muy común y mucha gente no lo sabe.
Mire todos los estados en los que ha vivido como adulto. Si alguien le envió un cheque que usted no cobró, ese dinero finalmente se entrega al tesoro estatal y podrá reclamarlo ahí. Este dinero puede provenir de todo tipo de lugares, cheques de trabajos anteriores, reembolsos de depósitos de renta, reembolsos de cuentas bancarias que cerró hace mucho tiempo.
Debe ingresar cierta información en el sitio web del estado y solicitar que se le envíe un cheque por correo. Esto es dinero gratis que impulsará su fondo para gastos imprevistos. Es una forma divertida de darle un impulso a sus fondos para gastos imprevistos. Es posible que encuentre dinero que no sabía que tenía, incluso, si son solo unos pocos dólares.
Perfecto. Yo soy fan número uno de la tarjeta Travel de U.S. Bank. Con esta tarjeta pago todos mis gastos, incluyendo, la guardería de mi niño. Esta me ayuda de acumular millas para poder viajar y visitar a mi familia. Hace tres años mi abuelito se enfermó y tuve la oportunidad de viajar gracias a que tenía suficientes millas. También, hay tarjetas de recompensa en efectivo, las cuales no tienen cargo anual y acumulas dinero conforme la uses.
Estos son maneras fáciles de conseguir dinero. Mi recomendación es pagar a fin de mes todo lo que pusiste en la tarjeta, así no tienes que preocuparte de tener un balance alto o pagar interés. Mito número 3. Necesito ahorrar más de 3 a 6 meses de gastos. Muchos expertos financieros recomiendan apartar de 3 a 6 meses de gastos. Esta recomendación está basada en el promedio de tiempo que se tomé a encontrar un nuevo puesto, en caso de perder tu empleo. Y es una buena meta que ya estás económicamente estable al haberle liquidado tus deudas y haber guardado dinero para tu jubilación.
Pero tengo el presentimiento de que la mayoría de nosotros en esta llamada no estamos en esta situación. Casi 40% de la gente en Estados Unidos, no puede cubrir una emergencia de 400 dólares, sin tener que pedir prestado o vender algo. Este tipo de consejo no es muy útil. Hasta puede ser contraproducente. Cuando estableces un número tan grande, es fácil desanimarse y pensar, ¿para qué me molesto en ahorrar si no voy a poder tener tanto dinero?
Así que olvidémonos de ese número. Si te encuentras en el 40% de nosotros, que no puedes cubrir un gasto de emergencia hasta 400 dólares sin pedir prestado o vender algo, empieza con esto. Una vez que hayas ahorrado 400 dólares, ponte una meta de 1,000 dólares. También puedes establecer metas personales, como ahorrar dos meses de pagos de alquiler o de hipoteca.
Una manera de ahorrar poquito a poquito, es sustiyendo marcas a la hora de comprar. Si vas a la tienda y encuentras un producto en dos diferentes marcas de la misma calidad, compra la más barata. Esos centavitos o dólar que ahorraste. Ponlo hacia tu fondo de gastos imprevistos. Laura, ¿tienes alguna otra idea para comenzar a ahorrar?
Sí. El reto de 52 semanas. Yo utilizo este reto como marco para los clientes. Comienzan con 1 dólar, la semana 1. 2 dólares, la semana 2. 3 dólares, semana 3. Y, así, sucesivamente, hasta llegar a la semana 52. Si sigue esta estructura, podrá ahorrar más de 1,300 dólares en un año. Lo más importante de este reto es establecer el hábito. Haga que los ahorros sean parte de su vida diaria. Esa sensación de saber que lo logró y ver que sus ahorros van en aumento, es enorme. Usted puede encontrar diferentes ideas y sugerencias para este reto de las 52 semanas en Pinterest.
El cuarto mito que comentaremos es que solamente debo utilizar mis ahorros para emergencias serias. Mucha gente se siente culpable al utilizar el dinero del fondo de gastos imprevistos. Pero, realmente, no debe ser. Si no tenemos suficiente dinero en nuestra cuenta de cheques para cubrir pagos, el fondo de gastos imprevistos debe utilizarse como primer recurso y no como último. Por ejemplo, el verano pasado, el aire acondicionado de mi casa se descompuso durante una semana muy calurosa de julio. Tenía que componerle inmediatamente.
Si hubiera decidido no utilizar mi fondo para gastos imprevistos y pagar la reparación con tarjeta de crédito, o sea, lo más probable es que hubiera tenido que pagarle con intereses. Pero al utilizar el dinero del fondo de gastos imprevistos, no existen esos intereses. Entonces, generalmente, es menos costoso utilizar el dinero que tengamos en nuestro fondo de gastos imprevistos que utilizar crédito por no querer tocar nuestros ahorros.
Pero, también, podemos sentirnos bien al utilizar nuestro fondo para gastos imprevistos en situaciones que no sean de emergencia. Por ejemplo, algunas personas trabajan en lugares donde se les paga una vez al mes o, a veces, menos frecuentemente. Sin embargo, la mayoría de las facturas se vencen mensualmente.
La gente en esta situación puede utilizar desde su fondo de gastos imprevistos para actualizar el flujo de efectivo. Es decir, podemos ahorrar cuando más tengamos, cuando más ingresos tengamos y, luego, sacar del fondo de ahorros cuando nuestros gastos sean mayores que nuestros ingresos. Como regla general, mientras tengamos una intención clara y lo pensemos bien al utilizar nuestro fondo para gastos imprevistos, y que también tengamos la disciplina de seguir ahorrando frecuentemente, podremos utilizar el fondo con confianza sin sentirnos apenados o culpables.
Y el mito número 5. Los gastos imprevistos siempre son malos. Recuerda al comienzo de la llamada le preguntamos, ¿qué se imagina cuando piensa en un gasto imprevisto o [INGÉS]. La vida está llena de sorpresas y no todos los gastos imprevistos son malos. En mi cultura que utiliza mucho el ahorrar para celebrar eventos únicos como una boda o una quinceañera. Para nosotros, el celebrar y poder ofrecer una fiesta a nuestras hijas es un orgullo. Y, también, es un gasto para el que nos tenemos que preparar económicamente.
Cuando usted esté buscando aumentar sus ahorros para gastos imprevistos, piense en todas las cosas que la vida tiene para ofrecer y lo bien que se sentirá cuando pueda permitir que se le presenten esas sorpresas sin importar la forma que se le presenten.
Y, ahora, vamos a utilizar la te que viene al lado izquierda de tu pantalla en unos minutos. Vas a verlo y puedes escribir ejemplos de gastos imprevistos. Y puede ser gastos que hayan enfrentado en el pasado o cosas para las cuales desean prepararse para el futuro, como un viaje o algo. No se limiten únicamente a emergencias. Hay otros ejemplos.
Y no sé si hay esta función todavía para ustedes. Pero yo puedo decir como, a veces no tienen oportunidades que escribir. Cortney, no sé si puedes ayudarnos.
[HABLANDO INGLÉS]
OK. Perfecto. Está a la izquierda, tú puedes elegir te y escribir un ejemplo, si tienen un ejemplo. Para mí yo tengo una ejemplo de que siempre quería ir a Machupichu, no he ido. He visitado a Argentina y a Brasil, que no he estado en Perú y tengo muchas ganas de ir a Machupichu. Eso va a costar mucho dinero y tengo que esperar un rato largo para llegar a mi meta de tener bastante dinero para ir. Pero es algo que voy a hacer como vacaciones exactamente.
No sería nada malo, pero es algo en que tengo que ahorrar para un tiempo largo para ir. Otra cosa puede ser que si tienes un mascota, que está enfermo con cualquier cosa, tal vez, sí, exacto, veterinario, puede ser que comió algo malo y ya tienes que llevarlo al veterinario. Y eso cuesta mucho, pero amamos mucho a nuestros animales.
Entonces, eso sería ideas. Niña, niño enfermo. Perfecto. Sí. Otra idea. Eso cuesta. Doctor, hospital, emergencia de salud en general. Muchas gracias. OK. Seguimos. Muchas gracias por participar. Seguimos. Seguimos adelante. U.S. Bank y Operation HOPE, tienen algunos fantásticos recursos para compartir con ustedes hoy.
U.S. Bank ofrece información sobre cómo puedes ahorrar para emergencias en usbank.com para Financial IQ. Puedes escanear el código QR, en la parte superior de esta diapositiva, para que te lleve directamente a estos recurso. Laura, ¿puedes compartir los recursos que ofrece Operation HOPE.
Claro, que sí. Operation HOPE es una organización sin fines de lucro y nosotros ayudamos a los miembros de la comunidad, enseñándoles cómo manejar sus finanzas por medio de un taller en grupo o sesiones individuales. También, tenemos talleres de compradores de vivienda, por primera vez, o personas que quieren empezar su negocio y no saben cómo empezarlo. Ahorita tenemos un enfoque muy profundo en ayudar a las personas en la costa este que han sido afectados por los huracanes. Así es si necesitan ayuda, por favor visite nuestra página website, www.operationhope.org.
Muchas gracias, Laura. Hay muchos recursos para la gente. Deben ir a esas páginas para checar lo que hay de U.S. Bank y de Operation HOPE. U.S. Bank también está ofreciendo la oportunidad de ganar hasta 20,000 dólares en becas de estudios, al completar las lecciones de educación financiera en línea ofrecidas por [INAUDIBLE], eres elegible para ganar 5,000, 10,000 o 20,000 en becas. Entre más aprendas, más puedes ganar.
También, puedes escanear el código QR con la cámara de tu teléfono desde esta diapositiva o visitar usbank.com para schoolarship para empezar. ¿Dónde estaba este premio cuando yo estaba estudiando? Me encantaría tenerlo. Pues, también, quiero, como mencionamos anteriormente de la presentación de hoy, es parte de los compliment de U.S. Bank y tienes otra oportunidad para participar, para ganar un premio en efectivo de un 1,000 dólares en complimentsofusbank.com.
Es tan fácil como ingresar tu nombre, dirección de correo electrónico y el código de evento HABITS. Allí estar ahí, enviar una tarjeta electrónica de felicitaciones a tu familia y tus amigos, para que ellos también tengan la oportunidad de ganar un premio en efectivo. También, puedes compartirlo en los medios sociales utilizando #complimentofusbank.
Gracias por estar con nosotros el día de hoy. Acaba de tomar un gran paso hacia el camino de su estabilidad económica. Estoy segura que de poquito a poquito, va a ver los frutos de sus esfuerzo y van a llenar sus fondos de gastos imprevistos.
Si hay que sentirnos orgullosos de haber dado ya el primer paso hacia nuestra carrera en el ahorro. Y, simplemente, hay que ir paso a paso, no desesperarse y dar lo mejor.
Y sepa que esto es solo el comienzo de un buen hábito que está estableciendo y lo podrá transferir o transmitir de generación en generación. Y no pierda la esperanza.
Muchas gracias a todo ustedes para sus consejos. Recibimos sus preguntas durante el proceso de inscripción y hoy responderemos algunas de ellas. Nuestra primera pregunta viene de Sharon. Ella preguntó, ¿qué porcentaje de ingresos semanal debe ponerse en una cuenta de ahorros? Alejandro, ¿tienes una recomendación para Sharon?
Sí, claro. Es un poco complicado. Esto depende de una variedad de factores. Por ejemplo, la relación entre las entradas y las salidas que tenemos de efectivo o la frecuencia con la que nos pagan, contra la frecuencia que se vencen nuestras facturas y otras consideraciones. Pero aquí hay algunos consejos que pueden ayudarte. Primero. Hay que empezar a ahorrar montos pequeños que sepamos que podemos ahorrar con cierta frecuencia.
Aunque sean unos pocos dólares a la semana, es una forma de explorar el ahorro. Una vez que tienes comodidad con el hecho de ahorrar, ya tendrás más confianza en ahorrar montos más grandes y frecuentemente. También considera todos los pagos que tienen que realizar cada mes en comparación con cuánto te pagan. Si tus pagos tienden a ser frecuentes, si tus pagos tienden a ser más frecuentes y los cheques de nómina no lo son tanto, es probable que tengamos que ahorrar más en el fondo de ahorro para gastos imprevistos y suavizar un poco el flujo de efectivo. Creo que estas en mute, Susana.
Gracias. Muy buen consejo, Alejandro. Muchas gracias. Y gracias por avisarme de mudo, también. Nuestra siguiente pregunta de parte de Katie, pregunta, ¿cuál es la mejor manera para un comprador compulsivo? ¿Abstenerse de sus ahorros? No tengo a nadie a quién dárselos. Me gustaría poderlo esconder de mí misma hasta alcanzar mi meta. Pues, yo también. Para ir a Machupichu. ¿Algún consejo, Nancy, para ayudar?
Sí. Katie, haz que sea difícil tocar tus ahorros. Puedes contactar a un banco o institución financiera y explorar tus opciones de ahorro. Puedes elegir no tener una tarjeta de cajero automático. Por lo tanto, no tendrás nada físico que te tiente. A veces, existen cargos relacionados con acceder tus ahorros, los cuales te puede explicar con más detalle tu representante bancario o experto financiero. También puedes considerar encontrar un banco que se encuentre a 30 minutos o más de distancia, lo cual te hará considerar si los artículos valen la pena comprarlos.
Por último, mi práctica cuando realizo compras en línea, es llenar mi carrito y, luego, ver el total y esperar al siguiente día para decidir. Generalmente, el total de 200 dólares, ya no se ve tan atractivo al día siguiente.
Muy buen consejo. Debe también dormir antes de comprar, en general, en el futuro. Muchas gracias, Nancy. Nuestra última pregunta es de parte de Consuelo. Y ella pregunta, ¿cómo sabes cuál es el monto mínimo de dinero que necesitas al mes para vivir? ¿Qué haces para ahorrar el resto? Laura, ¿puedes ayudarnos con esta pregunta?
Claro, que sí. Consuelo, nuestro mejor consejo es comenzar por rastrear sus gastos. Calcúlelos y anote cada uno por categorías, y compárelos con sus ingresos. Esto también se conoce como presupuesto. Usted puede trabajar este presupuesto semanalmente, mensualmente o anualmente. Y le permite tener una visión completa de cuáles son realmente sus gastos. Haga ajustes si es necesario y el dinero extra puede ir a su fondo de gastos imprevistos.
Perfecto. Muy, muy buenas ideas de todos. Muchas gracias. Y gracias a todos por acompañarnos a la presentación de hoy. Utilicen la cámara de su teléfono para inscribirse en Consejos para Evitar las Amenazas Cibernéticas de Hoy en Día. Y eso es el 13 de octubre. Como recordatorio, publicaremos la grabación de hoy en usbank.com, para Wellness Webinars, dentro de una semana. Recuerden darnos sus comentarios en la encuesta posterior al evento, después de esta sesión. Esto concluye nuestro seminario web. Y muchas gracias a nuestros presentadores, Alejandro, Nancy, Laura. Y, también, a ustedes para asistir. Que todos tengan un muy buena tarde.
 

 

Obtén más consejos e inspiración que te ayudarán en tu camino hacia el bienestar financiero con más de nuestras series de Seminarios Web de Bienestar Financiero

Scroll to top